lunes, 28 de septiembre de 2015

Embarazo: semana 24

Cada vez veo más cerca el momento de tener en brazos a mi renacuajo. Sé que hay futuras mamás a las que se le pasa lento el embarazo pero a mí se me está pasando realmente rápido. En un abrir y cerrar de ojos empezamos ya el tercer trimestre y es que si no se engaña la aplicación de mi móvil, da comienzo la semana 27 y aunque el post es un resumen de la semana pasada, a día de hoy ya estoy de 25 semanitas. ¡Wow! Ni yo me lo creo. Estoy deseando que llegue el momento del parto. Sé que va a doler pero sin embargo no pienso en ello con miedo si no con ganas. Que queréis que os diga se me cae la baba solo de pensar en ese primer abrazo al bichín.
Como ya expliqué por Instagram, estas dos semanitas van a ser un poco ajetreadas. El post del miércoles tengo que atrasarlo hasta el jueves porque justo me toca hacer el Test O'Sullivan así que por la tarde prepararé un post donde os cuente con todo lujo de detalles que tal fue. El viernes me voy con mis padres a encargar el carrito y por supuesto para la semana que viene tendréis post sobre eso.
Siete días después de la prueba tengo cita ya para la "matrona maja" que me dará los resultados y seguro que cae una bronca por el peso y también tengo pendiente una charla sobre la epidural en el Hospital, pero todavía no me han dicho el día. Así que ya veis me va a tocar estar de un lado para otro.
Pero bueno poco a poco os iré contando. Hoy toca resumir los síntomas de la semana pasada.

-Pechos: Semana sin cambios. De tamaño siguen igual y apenas me estén molestando. El calostro sigue dando la lata pero bueno, ya estoy acostumbrada así que no hay problema.

-Pinchazos y tirones: No han vuelto a aparecer pero la piel sigue tirante así que me embadurno de aceite todos los días al salir de la ducha y también uso alguna crema hidratante de cuando en cuando. De momento estrías cero, así que vamos bien.

-Ganas de ir al baño: Esta semana sin cambios. Ya no hay estreñimiento y lo de mearse sigue igual.

-Dolor de espalda: Esto es lo peor y ya no puedo más. Así que el miércoles me voy a por una pelota de Pilates que dicen que ayuda a reducir el dolor y empezaré a usarla en casa además de buscar algún que otro ejercicio para embarazadas para ir haciendo. Espero que funcione porque que suplicio. No estoy cómoda de ninguna de las maneras y por las noches me cuesta bastante dormir.

-Movimientos del bichín: Este niño no para. Ya da igual que esté tumbada o de pie...tenemos fiesta a todas horas. Tengo la memoria del móvil llena de tanto video pero para mí es un recuerdo precioso (además de las fotos).

-Medidas de la tripa: Ha vuelto a crecer y ahora ya estamos en los 94cm. Tengo un tripón considerable pero no debe ser suficiente para Hugo que intenta estirarla todo el tiempo a base de patadas y posiciones extrañas.

-Peso: Bueno esta semana pasada si pude pesarme y parece ser que en dos semanitas engordé dos kilos (si sigo así terminaré en plan ballena) Septiembre está siendo un mes de desmadre total. Llevo encima ahora mismo 2kg más de lo que debería (en mi cabeza me propuse 1kg por mes pero mi cuerpo no está de acuerdo) así que llevo 8kg en todo el embarazo. Hay que ir echando el freno a esta locura.


2 comentarios:

  1. Ala! 25 semanas ya! Yo también voy avanzando. Por el parto tampoco te preocupes mucho. Como yo digo, lo del dolor es relativo porque hoy en día existe la epidural. Yo creo que es más por lo cansado del tema, la dilatación, los tactos, los pujos que por el dolor en si. A cada época de la historia le toca sufrir un suplicio obstétrico, es mi teoría xD.

    Los síntomas los tienes igualitos que yo. La espalda es lo peor y yo también he reinflado la pelota de pilates que tenía por casa. Me siento encima y doy botecitos cuando noto la ciática o el lumbago y alivia. No se pasa, pero el alivio lo tienes ahi que da gusto, oye. Ejercicios con la pelota hago pocos: ochos a un lado y a otro, tumbarme en la colchoneta y subirla por la pared.... poco más porque tampoco puedes tirar de abdominales.

    Me está ayudando también la natación para embarazadas. Noto como me cruje toda la espalda y salgo bastante bien :). Escribiré un post sobre el asunto.

    Y en el peso pues lo que te vayan diciendo. Mientras te controlen, todo tranquilo. De todas formas, el peso fluctúa mucho de un momento al otro del día. Ayer me pesé dos veces porque mi Mozo quería comprobar que la báscula estuviera bien (si, en nuestro caso el embarazo le hace engordar a él) y por la mañana pesé 68'5 y por la noche 70'2 kg!!!! Como me quedé mosca, esta mañana me repesé y he vuelto a los 68kg. Así que sin descuidarse pero sin obsesión.

    Un abrazo :)

    ResponderEliminar
  2. Hacia tiempo que no pasaba....pero madremiaaa! a ti no es a la única que tu embarazo se le esta pasando rapido..dentro de nada ya nos estas contando el parto! me alegro de que todo vaya bien,un abrazo

    ResponderEliminar