miércoles, 21 de octubre de 2015

Visita al médico de cabecera

Como os comenté en alguna entrada anterior, en los análisis del segundo trimestre me salió anemia así que la "matrona maja" me dijo que pidiese cita para el médico de cabecera que es quien me tiene que recetar el Hierro. Según me comentó así por encima, seguramente tendría que tomarlo 2h antes de desayunar para que se absorbiese bien y siempre acompañado de algo con Vitamina C. Si era un zumito natural de naranja mejor que mejor. 
Yo me quedé con estas recomendaciones y nada más llegar a casa pedí cita vía Internet para el Lunes a las 9:20 con el motivo de RECETAS, pues era a lo que iba al fin y al cabo.
Llegó el lunes con todas sus consecuencias (dolor de cabeza, cansancio...que mal los llevo últimamente) y allá que me fui dando un paseo porque lo único bueno del "pueblucho infernal" es que el Centro de Salud me queda a 2 minutos andando de casa (pena que aquí no tengan matrona).
Llegué con antelación por si tenía suerte y me pasaban a consulta antes de tiempo y me puse a esperar. Dieron las 9:20 y seguía fuera, las 9:30, 9:40, 9:50...y allí pasaban todos menos yo. Así que en un momento que pillé libre a la doctora le pregunté si iban con retraso, que hacía rato que se había pasado la hora en la que mi habían citado. Después de darle mi nombre y apellidos me dice que no le aparezco en la lista de pacientes...¡¡¿¿Cómo??!! Que hable con la recepcionista para que me meta en algún hueco libre de la mañana (empieza la ronda de los paseos). Me acerco al mostrador, se lo comento y al pasar mi tarjeta me dice que si estoy en la lista, que le diga a la doctora que se fije bien. Vuelvo a la consulta, se pone a ver en el ordenador y me dice que no, que allí no estoy, que vuelva al mostrador. Como ya estaba un poco cansada de ese circo le dije que me acompañase ella, que en recepción sí salía en la lista que se pusiesen de acuerdo. Al final resulta que si estaba...mejor no comentar nada.
Entro en la consulta y después de pedirme disculpas me dice (palabras textuales): "Para la próxima vez, te voy a explicar que cuando pides consulta para recetas en este Centro de Salud, ya no contamos contigo, yo entro en tu expediente y te apunto la receta sin necesidad de que vengas. En este caso, ya te receté el Yodocefol".
Después de procesar la lista de tonterías ( a mi entender) que me acababa de contar le dije que el problema de que recetasen sin ver al paciente era que no recetaban lo que tenía que ser. Que yo había ido porque tenía anemia, no por el Ácido Fólico que además ya lo tengo recetado.
Se pone a ver mi historial y me dice que no encuentra el Hierro que me tiene que recetar, que cual me comentó la matrona que tomase. ¿No os dan ganas de matarla? Porque yo lo estaba deseando en ese momento. 
Le expliqué que la que tiene que decidir que Hierro recetarme es ella no la matrona a lo que me suelta: "Yo lo veo innecesario porque el mínimo es de 12 y tú estás en 11'7 es muy poca"
Creo que con la cara de pocos amigos que le puse en ese momento cambió de opinión porque al final decidió que sí me iba a hacer falta por muy poca anemia que tuviese en ese momento. Lo apuntó todo en el ordenador y ala ya me podía ir.
Antes de hacerlo le pregunté que como tenía que tomarlo, si debía estar en ayunas y esperar después o daba igual. 
Su contestación fue: No lo sé, lee el prospecto . (La mataba allí mismo si no fuera porque dejaba demasiadas pruebas de que había sido yo)

Al salir de la consulta me fui directa al mostrador de recepción a dejar una queja por escrito. Está más que claro que no van a hacerme caso pero más no puedo hacer. Ahora estoy por cambiarme al otro médico porque si no sabe ni recetarme Hierro no me quiero imaginar el día que vaya con gripe...¡Menudo peligro!

Así que ya veis, el "pueblucho infernal" los escoge a todos al dedillo porque no se salva ni uno. ¡Qué ganas de irme de aquí de una vez!

6 comentarios:

  1. Madre mía! Menuda doctora... Yo me cambiaba, por probar. Peor no va a ser el siguiente O_o. Nosotros la verdad es que tenemos suerte con nuestro centro de salud: de momento todos me parecen buenos (la mía, la de mi Mozo y los que nos han atendido de urgencias alguna vez). A ver si los pediatras son igual de chulos ^_^

    El hierro tómalo en ayunas con vitamina C pero con 30 minutos antes de desayunar yo creo que te da tiempo a absorberlo sin problemas.

    Un abrazo :)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias corazón, los días que estoy en casa lo estoy tomándo 1h antes de desayunar y lo acompaño con un zumo de naranja pero cuando tengo que salir solo le dejo 30min entre una y otra. No creo que necesite mucho más la verdad hehe.
      Para la próxima que tenga que volver voy a pedir el cambio de médico aunque sinceramente espero que esta ya no esté porque los van cambiando cada cierto tiempo. A ver cuando llega el día en que dejan a uno decente!!
      Un besote!!!

      Eliminar
  2. Madre mia vaya doctora...y yo me quejo de los que hay por aquí, que poca profesionalidad, Pueblerino me miraba la cara al leerte y me a dicho que, que era lo que leia, que ponia esa cara jajaj para flipar


    un abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hahaha, pues ya ves que siempre los hay peores!! Un besote enorme corazón!

      Eliminar
  3. Pa mear y no echar gota...por culpa de tipas como esta yo confio poquito en el criterio de los medicoa de cabecera... Nosotroa una vez pusimos uja reclamacion en atencion al usuario y llamaron al cabo del tiempo para ver que había pasado. No se si sirve de mucho pero al menos parece que se molestan...besos guapi!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues espero que estos se tomen las mismas molestias porque vamos como para ir por algo realmente serio!! Un besote enorme!!

      Eliminar